El kiwi, un remedio natural para el insomnio

Dormir bien es una necesidad básica. El sueño es uno de los pilares de la salud, y sin embargo, en los tiempos que corren parece que el sueño es un privilegio. La forma de vida actual llena de prisas y de responsabilidades, de estrés mantenido y de malos hábitos, hacen que las 8 horas de sueño recomendadas suenen utópicas para la mayoría.

Este problema es de tal magnitud que algunos estudios han declarado a la insuficiencia del sueño como una «epidemia de salud pública». De hecho, la falta de sueño se ha relacionado con siete de las quince principales causas de muerte. Además, la evidencia actual sugiere que el sueño juega un papel importante en la determinación del estado anímico, del rendimiento cognitivo y la productividad en el lugar de trabajo.  Por lo que es importante tanto la cantidad de horas que se duerme, como la calidad del sueño en las mismas.

La buena noticia es que existen remedios naturales que podemos utilizar para promover un sueño reparador, entre los que se incluyen determinados alimentos que promueven el sueño, siendo el kiwi uno de los más importantes.

Los kiwis son una fruta deliciosa y baja en calorías (sólo 42 calorías), muy nutritiva y rica en antioxidantes, fibra, vitaminas C y K, ácido fólico y potasio.
Según la Revista Europea de Nutrición, el consumo de kiwis puede beneficiar a la salud digestiva, al sistema inmunológico, ayuda a reducir la inflamación y a reducir el colesterol.

Numerosos estudios han revelado que el kiwi contiene muchos compuestos de utilidad medicinal, como los antioxidantes como la vitamina C y los carotenoides, y la serotonina, una sustancia del cerebro que ayuda a regular el ciclo de sueño. Todos estos nutrientes pueden ser beneficiosos en el tratamiento de los trastornos del sueño.

Según un interesante estudio en el que 24 adultos con problemas de sueño consumieron dos kiwis una hora antes de acostarse cada noche durante 4 semanas. El consumo de kiwi facilitó la conciliación del sueño y mejoró tanto la duración como la calidad del mismo respecto a no comer nada antes de acostarse.

Es importante resaltar que los efectos beneficiosos en cuanto a la mejora del sueño, desaparecieron una vez se dejó de tomar los kiwis antes de ir a dormir.

Conclusión:
Tomar un par de kiwis una hora antes de acostarse (especialmente cuando se tienen trastornos del sueño), puede ayudar a conciliar el sueño más rápido y permanecer dormido por más tiempo, gracias a su contenido en serotonina y antioxidantes.

NOTAS DEL ARTÍCULO:

Enlaces a estudios:

Artículo de la Universidad de Harvard: Sueño y salud.

Richardson DP, Ansell J, Drummond LN. Los atributos nutricionales y de salud de los kiwis: una revisión. Eur J Nutr . 2018; 57 (8): 2659-2676. doi: 10.1007 / s00394-018-1627-z

Chattu VK, Sakhamuri SM, Kumar R, Spence DW, BaHammam AS, Pandi-Perumal. Insufficient Sleep Syndrome: Is it time to classify it as a major noncommunicable disease? Sleep Sci . 2018; 11 (2): 56-64. doi: 10.5935 / 1984-0063.20180013

Lin HH, Tsai PS, Fang SC, Liu JF. Effect of kiwifruit consumption on sleep quality in adults with sleep problems. Asia Pac J Clin Nutr. 2011;20(2):169-74. PMID: 21669584.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *